353-José Muñoz San Román



PAZ DE ALDEA

Al caer de la tarde, está al fresco sentada,
de la casa a la puerta, la familia tranquila...,
tiende la buena madre hacia el sol la mirada,
y del corral baldío llega un eco de esquila.

El cura, por el porche de la iglesia pasea,
y con besos, los niños le acarician las manos,
limpias como la luna que a la noche blanquea
las copas de los árboles en los montes lejanos.

Los segadores vuelven con los cuerpos transidos,
las piaras retornan con correr presuroso,
y con el sol se muere la luz del claro día...

Los pájaros revuelan en torno de sus nidos,
y al sonar la campana del Ángelus glorioso,
todos los labios rezan: “Dios te salve, María.”

José Muñoz San Román

2 comentarios:

  1. Me encanta MUÑOZ SAN ROMAN ha nacído en mi pueblo uno de os mejores "Camas"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que te guste, gracias por el comentario.

      Eliminar